Los Consumidores Mexicanos Esperan con Entusiasmo la Protección de la Ciberseguridad Basada en la Red

El 2020 está siendo un año difícil.  Mientras México se enfrenta a la pandemia de COVID-19, los ciudadanos también hacen frente a peligrosos virus y ataques informáticos que se propagan rápidamente por Internet. El virus humano ha provocado un crecimiento sin precedentes del teletrabajo, el comercio electrónico y el aprendizaje online. Desafortunadamente, esto también ha expuesto a los ciudadanos y a las empresas a un mayor riesgo de ciberataques. En los primeros 9 meses de 2020, los usuarios de Internet en los hogares de toda América Latina sufrieron más de 20,5 millones de ciberataques, según un nuevo informe de la agencia de seguridad digital Kaspersky. Brasil y México sufrieron el mayor número de ataques. Sin embargo, Argentina y Colombia tienen el mayor “coeficiente de peligro”, un término acuñado para representar la probabilidad de que un usuario de Internet se convierta en víctima del delito cibernético. No obstante, una reciente investigación sobre los consumidores muestra que las crecientes ciber amenazas también crean una nueva oportunidad de negocio para las compañías de telecomunicaciones en México. Allot encargó recientemente a Coleman Parkes Research realizar una encuesta a los usuarios de Internet en México descubrió que el 97 % de los consumidores creen que su proveedor de servicios de telecomunicaciones (CSP) debería proporcionar también ciberseguridad y 2/3 de los suscriptores dijeron que cambiarían de proveedor para estar en una red que proporcionara seguridad como servicio.

 

303.430 empresas mexicanas afectadas por ransomware

El informe también afirma que la mayoría de los ataques de secuestro de datos – conocido como ransomware— en América Latina se concentran en empresas en Brasil (47 %), México (23 %) y Colombia (8 %). La región corre un alto riesgo de que se produzcan secuestros de datos, ya que se estima que el 66 % de las computadoras tienen programas informáticos piratas, una fuente común de infección de ransomware. El aumento del trabajo desde casa durante la crisis de COVID-19 abre una nueva y amplia superficie de ataque, ya que los trabajadores virtuales abren el Protocolo de Escritorio Remoto (Remote Desktop Protocol, RDP) que permite a los ciberdelincuentes tomar posesión de su escritorio de trabajo para llevar a cabo ataques de ransomware. El daño que causan estos ataques es doble. De acuerdo con el Informe de Kaspersky, el pago a los ciberdelincuentes es en promedio de 84.000 dólares, pero puede llegar a ser de decenas de millones de dólares en casos de grandes empresas. A esto hay que agregar el daño a la reputación de la compañía, valorada en un promedio de 700.000 dólares. Está claro que todas las empresas deben tomar medidas serias para evitar el secuestro de datos.

 

Los consumidores y las pequeñas y medianas empresas (PyME) en México son vulnerables a los ataques

No se cuestiona la prevalencia y la gravedad del peligro que plantea el delito cibernético. Sin embargo, cómo proteger eficazmente a decenas de millones de usuarios sigue siendo una pregunta abierta. Existen varios proveedores de seguridad líderes y cientos de empresas emergentes que trabajan duro para mantenerse al día con los ciberdelincuentes y desarrollar soluciones eficaces de seguridad cibernética. Entonces, ¿por qué tantos ciudadanos particulares y pequeñas empresas siguen siendo vulnerables? Las soluciones de alta tecnología que emplean las grandes corporaciones simplemente no son accesibles para la población en general. Los usuarios domésticos y las pequeñas empresas no pueden darse el lujo de contratar un equipo de seguridad informática interno para implementar un conjunto completo de tecnologías, supervisar la actividad maliciosa y realizar el mantenimiento de rutina. Como resultado, siguen siendo blancos fáciles para los ciberdelincuentes.

 

¿Quién debe proporcionar la seguridad cibernética?

En una reciente encuesta realizada por Allot y Coleman Parkes Research, se preguntó a 700 usuarios de Internet en México: “¿cree que el proveedor de servicios de telecomunicaciones debería proporcionarle una solución de seguridad?” y un abrumador 97 % dijo que sí.  El 74 % piensa que debería ser parte de su paquete contratado, el 14 % dijo que debería ser como un servicio de valor agregado y el 9 % cree que los proveedores de servicios deberían ofrecer protección de seguridad cibernética por un precio único. Esta abrumadora tasa de respuesta puede sorprender a algunos CSP que consideran que la seguridad está fuera de su oferta principal y de su marca. Sin embargo, si nos tomamos un momento para escuchar realmente a los consumidores, comprender sus preocupaciones y los retos a los que se enfrentan al tratar de aplicar una solución fiable por su cuenta, descubrimos una importante necesidad no satisfecha que los CSP están perfectamente preparados para satisfacer.

Ciberseguridad Basada_en_la_Red

Fuertes indicadores de las altas tasas de penetración de los servicios de ciberseguridad basados en la red en México

Los servicios de ciberseguridad desde la red para el mercado masivo basados, de los que Allot fue pionero, presentan una nueva forma de ofrecer eficazmente una protección integral de ciberseguridad a gran escala a través de la red de CSP. La gestión de la ciberseguridad a nivel de la red proporciona la mejor protección posible sin requerir ningún tipo de acción por parte del cliente. Sin descargar. Sin configurar. La red también es muy rentable y, por lo tanto, puede ofrecer una protección mucho mejor a una fracción de lo que cuesta la compra de otras soluciones tradicionales. Allot Network Secure ha cosechado un gran éxito en toda Europa, donde los CSP alcanzan tasas de penetración entre el 15 % y el 35 %, y en ascenso. Sin embargo, las últimas investigaciones sobre el consumo en México muestran que hay posibilidades de que se alcancen tasas aún más altas en este mercado. Además de que el 97 % dijo creer que su CSP debería proporcionar seguridad, 2/3 de los suscriptores dijeron que cambiarían de proveedor para estar en una red que proporcionara seguridad como servicio (SECaaS). Esto es un indicio muy fuerte de que México y América Latina podrían resultar ser uno de los mercados mundiales de seguridad cibernética basados en redes más fuertes hasta ahora.

Necesidad entusiasta no satisfecha en el mercado

Si bien los CSP invierten mucho en la investigación de los consumidores para mantenerse informados sobre la satisfacción de sus clientes con el servicio telefónico básico y de datos, es mucho más difícil predecir las nuevas tendencias emergentes. ¿Cuál será la próxima demanda de los clientes? ¿Cómo puede un CSP diferenciarse de sus competidores? Esta última investigación muestra que la única razón por la que los usuarios en México no están exigiendo seguridad a su proveedor es porque todavía no saben que existe dicha posibilidad. Sin embargo, cuando se enteran sobre esta posibilidad, responden con un entusiasmo abrumador. Ahora solo queda una pregunta: “¿qué CSP dará el primer paso para llevar los servicios de seguridad cibernética en red al mercado mexicano?

Para obtener más información, únase a nuestro seminario web:   Cybersecurity for Consumers: Crucial Ingredients for Getting it Right (Ciberseguridad para consumidores: ingredientes fundamentales para que funcione bien)

Previous
Is Telco Cybersecurity the New Competitive Edge for Service Providers?

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *